Home / Mercedes Benz GLE 63 AMG del 2021 / Mercedes Benz GLE 63 AMG del 2021, con altos niveles de lujo y refinamiento

Mercedes Benz GLE 63 AMG del 2021, con altos niveles de lujo y refinamiento

Por Mark Rodriguez

 

El Mercedes-Benz GLE es el SUV de lujo mediano de Mercedes que lo rediseñó el año pasado, y se ha ganado su consideración en el segmento, debido a sus altos niveles de lujo, refinamiento y tecnología.

Para el modelo 2021, Mercedes está expandiendo la línea de GLE con el AMG GLE 63 S. centrado en el rendimiento.

A diferencia del GLE normal, Mercedes no ofrece el AMG GLE 63 S con el asiento opcional de la tercera fila.

Motor y trasmisión

Llega con un V8 turboalimentado de 4.0 litros que bombea 603 caballos de fuerza y 627 lb-pie de torque.

Esa potencia se acopla a una transmisión automática de nueve velocidades y un sistema de tracción total con un diferencial de deslizamiento limitado para el eje trasero. Tiene frenos de cerámica de carbono.

El AMG GLE 63 S tiene su capacidad todoterreno que incluye modos de conducción Sand y Trail con programación específica de control de estabilidad y una distancia al suelo adicional de 2.16 pulgadas.

Diseño de Interiores 

El interior del AMG GLE 63 S no se distingue visualmente del GLE normal. Solo los asientos delanteros con algunas diferencias que son apropiadamente sutiles.

Los asientos tienen un refuerzo lateral notablemente más robusto para mantenerte firmemente anclado en las curvas, mientras el volante del AMG es más grueso.

Los asientos traseros acomodan fácilmente a adultos más altos, así como a grandes asientos para niños orientados hacia atrás.

Trae tapicería de cuero Nappa Premium, y se traslada a todo su interior, dándole un típico toque de lujo.

Trae un asistente de conducción automatizado de bajo nivel, control de clima de cuatro zonas, asientos delanteros con masajes y un excelente sistema de sonido envolvente Burmester.

Una escala de realidad aumentada para direcciones de navegación, también está disponible para el sistema de info-entretenimiento MBUX.

El MBUX es el sistema más fácil y mejor que existe, con muchas formas de controlar las funciones. Los comandos de voz son precisos pero a veces tardan un momento en procesarse.

Tiene la integración de Apple CarPlay y Android Auto, al igual que un punto de acceso Wi-Fi 4G LTE.

La capacidad de carga del GLE se encuentra entre las más grandes de la clase SUV de tamaño mediano. Para efectos personales más pequeños, hay muchos bolsillos, cubículos y contenedores para todo.

Seguridad

Las características de seguridad incluyen frenos de disco antibloqueo, control de tracción y estabilidad, airbags laterales delanteros y airbags laterales de cortina.

Vale la pena agregar el paquete de asistencia al conductor, con control de crucero adaptado, asistencia de mantenimiento de carril, asistencia de dirección evasiva, asistencia de parada de emergencia y control de velocidad activo.

También se incluye la advertencia de colisión frontal con frenado automático de emergencia.

En carretera

Este AMG GLE 63 S conduce de manera muy similar al GLE normal. Pero apriete el acelerador y el motor cobra vida, lanzándolo hacia adelante con mucha más agresión que el GLE base.

Pero el 63 S es apacible y no es en absoluto la bestia que escupe fuego, según dicen los comunicadores de la marca. El fornido V8 suena como un V6, y no particularmente sonoro. Su andar es bastante rígido.

Mueva el interruptor de modo de manejo hacia abajo varias veces para acceder al modo Sport Plus y este GLE usted comienza a sentir el AMG. La respuesta del acelerador se vuelve más inmediata y la suspensión se endurece un poco.

Alrededor de las curvas, no hay enmascaramiento del tamaño y el peso del GLE, y eso queda muy claro como pasajero. A un ritmo rápido las curvas puede ser desconcertante, pero desde el asiento del conductor, hay mucha más confianza.

Incluso cuando se corta a través de curvas a velocidades más altas de lo normal, el GLE está compuesto, y no hay un indicio de chirrido de neumáticos.

El buen manejo se agradece a las suspensiones bien ajustadas y neumáticos grandes y bien adheridos. El sistema de suspensión Active Ride Control de Mercedes es muy bueno.

Este sistema no llega tan lejos como el E-Active Body Control regular de GLE, pero mantiene el AMG GLE más uniforme con el horizonte sin movimientos o movimientos inusuales.

La transmisión ocasionalmente hace algunos cambios de marcha inusualmente bruscos, y el sistema de asistencia para mantener el carril es demasiado sensible y pesado en sus correcciones de dirección cuando intenta mantenerlo en su carril.

Afortunadamente puedes alterar o deshabilitar este último.

Conclusión

Aunque el Jaguar F-Pace SVR ofrece una presencia británica simbólica, la competencia seria proviene de Audi, BMW y Porsche.

BMW tiene sus X5 M y X6 M buenos para hasta 617 hp, mientras que Porsche ofrece el Cayenne y el Cayenne Coupe en Turbo y Turbo S E-Hibrido. Mientras Audi tiene una nueva versión RS de su SUV Q8 con 600 hp.

El AMG GLE 63S combina la tecnología de lujo y el refinamiento de vanguardia de la clase GLE, y con el agregado de potencia de AMG, llena las expectativas del comprador.

 

Precio: US$ $114,995

Consumo: La EPA no dio detalles de la economía de combustible

 

 

 

 

 

 

 

 

 

 

Check Also

Mercedes Benz AMG GT 63 S del 2020 – Prueba de manejo

Conducimos el  Mercedes Benz AMG GT 63 S del 2020, un coupé de 4 puertas de lujo. Desarrollado integralmente por AMG y fabricado de Sindelfingen en Alemania. Su techo en ángulo agudo, un capó largo y ruedas grandes le otorgan una imagen imponente, mientras que en el interior combina tecnología con lujo. El motor es […]

La entrada Mercedes Benz AMG GT 63 S del 2020 – Prueba de manejo se publicó primero en Automundo Hoy.

Powered by themekiller.com